Ropa impermeable para bebés y niños.

Una alternativa para días lluviosos con los peques…

¿Quedarse en casa porque llueve? ¡Nooo, ni hablar!

Con el otoño llega la lluvia, el viento y como consecuencia las tardes encerrados en casa. Dibujamos, hacemos manualidades, leemos cuentos pero llega un momento cuando a pesar de todos los esfuerzos, los niños se aburren y quieren salir… Sobre todo si el mal tiempo dura varios días. Y aunque no esté lloviendo en este momento, sabemos que todo está mojado, se van a mojar, ayy, se van a resfriar… Así que no salimos. Para un adulto una tarde lluviosa evoca una imagen de mantita, sofá, peli o un buen libro. Eso era antes de tener hijos. Para un niño que necesita moverse, descargar energía, saltar, correr y jugar estar encerrado en casa no es una opción. Sin hablar de lo divertido que es saltar por los charcos, jugar con el barro, sentir la lluvia en la cara… Pero si se mojan, se resfriarán, se ensuciarán la ropa… así que nada de salir.
Ya sabéis que soy de fuera y tengo que reconocer que siempre me ha sorprendido esta actitud. ¿Y los niños que viven en lugares más húmedos? Si tuvieran que quedarse en casa cada vez que esté todo mojado, hace frío o viento, no saldrían nunca… Y no es así. Salen igual que los niños en España pero están mejor preparados. La solución son los monos de lluvia o monos de agua.

Sus padres les visten con los monos impermeables, botas de agua y ya está. Se abriga más o menos debajo, según la época del año y la temperatura exterior,  encima ponen el mono impermeable y da igual que el columpio esté mojado, la hierba está encharcada (¡no hay mayor diversión!) o que haya barro… El niño sigue seco y se lo pasa en grande. Y los padres se quedan tranquilos… Protege de la humedad, del frío, de la suciedad (jugar con barro es lo mejor…)  y corta el viento. En otros países es uno de los artículos que piden llevar al cole, porque un día de lluvia no significa que haya que quedarse dentro… Como no ocupan nada plegados también es recomendable llevarlos de excursión.

En invierno también son muy útiles, ya que si vestimos el niño con ropa de abrigo debajo, funciona perfectamente en la nieve con nuestros bebés, o en las salidas de esquí de fondo. En mi país es una pieza imprescindible en el armario de cualquier niño, muy práctico, fácil de poner y quitar – incluso para llevar a los peques a la guardería si llueve, asegurándonos que llegue con la ropa seca. Le quitamos el mono al llegar y ya está – y nos valen para cualquier época del año.

¿Cómo elegir el mono infantil impermeable adecuado?

  • lavable a máquina – es importante que se pueda lavar en la lavadora, ya que en un día de lluvia el barro es inevitable…
  • ligero – hay monos y monos… los hay de material muy grueso y duro que limita el movimiento y los hay de material ligero que apenas se nota.
  • Con capucha y si puede ser la capucha con goma para que no se caiga hacia atrás con cada movimiento
  • con costuras selladas para que no entre la humedad y el agua ni por la cremallera ni por la costura.
  • fácil de quitar y poner – con cremallera hasta abajo, hasta el tobillo
Nosotros llevamos ya el tercer mono impermeable de la marca Regatta, y los cambiamos por la talla no por el desgaste… Desde que Mara aprendió a andar, hasta hoy seguimos usándolos. Los que nos quedan pequeños, los regalamos a los primos porque quedan en muy buenas condiciones y siguen usándose.
Nuestros trucos
  • Si eliges un color neutro como el rojo después lo podrán seguir usando chicos y chicas indistintamente, hermanos, primas…y demás familia.
  • Si hace calor la parte superior se ata a la cintura y seguimos teniendo unos pantalones impermeables.
  • Para la nieve también valen porque tanto arriba como abajo son anchos y cabe la ropa de abrigo debajo.

Si te ha gustado este artículo y decides comprar el producto recomendado a través de nuestro enlace ganamos una pequeña comisión que nos ayuda a avanzar. No supone ningún gasto adicional para ti, ya que esta comisión la asume el vendedor. ¡Muchas gracias!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *